Paso 5: Técnicas para controlar la eyaculación y orgasmos

A medida que vayas completando el entrenamiento de 4 semanas, cuando tengas un Músculo Pubocoxígeo fortalecido, te darás cuenta de que tus erecciones son más duras y fáciles de obtener, tus orgasmos más intensos, y que tu potencia eyaculatoria es mayor. Incluso, Hay muchas personas que reportan una mejoría automática de su eyaculación precoz tan solo por fortalecer su MP a través de los Ejercicios de Kegel. Para complementar, y para dar completo uso a tu MP fortalecido, te presentamos algunas técnicas para controlar y demorar tus orgasmos y eyaculaciones. Te recomendamos fuertemente que antes de utilizar estas técnicas con tu pareja, primero entrenes masturbándote. Así lograrás conocer tus límites y capacidades completamente para luego tener relaciones sexuales con toda la confianza que te brinda un MP fortalecido.

Técnica base: “Edging” o “Bordeando”, en solitario:

Esta técnica es más bien una rutina o método que debes practicar en solitario, y que tiene por objetivo acercarte a conocer los ritmos, tiempos y mecanismos de excitación personales.

En la posición que prefieras, en lo posible sin la ayuda de pornografía, logra una erección y comienza a masturbarte sin apuros. Disfruta el momento e intenta eliminar de tu mente cualquier preocupación y pensamiento ajeno a lo que estás viviendo en el presente. Concéntrate en cada estímulo que recibe tu cuerpo y pon atención a los tiempos y ritmos. Recuerda que esto no es una carrera ni una competencia.

Cuanto te estés acercando al Punto de No Retorno (PNR), es decir, antes del momento en donde el orgasmo y eyaculación se vuelven inevitables, deja de tocarte y no sigas estimulándote. Aunque algunos no lo crean, sí es posible dejar la estimulación a pesar de estar muy excitado. Para algunos quizás sea la primera vez que paran el estímulo. No importa si no te aguantas, la idea ya está en tu mente. La próxima vez, concéntrate y lógralo. Detén toda estimulación un poco antes del momento del orgasmo. Espera unos minutos y retoma la estimulación. Cuando estés a punto, para de nuevo, y así sucesivamente. ¿Qué pasará si haces una contracción Kegel mientras descansas? ¿Y un Kegel Inverso? Prueba a variar la intensidad de los Kegel que realizas. ¿Y si haces varias micro contracciones Kegel? ¿Y una Contracción Kegel mediana seguida de un Kegel Inverso? La idea es lograr el autoconocimiento, promover la autoexploración, y experimentar a gusto, en calma y sin presiones. Por lo general, uno da por hecho que se conoce a sí mismo a la perfección, pero no siempre es así el caso. Los resultados te van a sorprender.

Técnica 1: Retirada con Kegel simple

Cuando estés con tu pareja y sientas que la eyaculación se aproxima, debes retirar tu pene y cesar todo el estímulo sexual posible (¡aprovecha de cambiar de posición!). Es en este momento donde debes realizar una contracción Kegel corta de mediana intensidad de tu Músculo Pubocoxígeo, seguida por un relajo de tu MP. Con esto, habrás controlado tus deseos de eyacular y probablemente puedas continuar la relación por más tiempo.

Técnica 2: El Kegel Inverso

Esta técnica da excelentes resultados. Si un Kegel consiste en contraer tu Músculo Pubocoxígeo, un Kegel Inverso consiste en hacer el esfuerzo contrario. Es muy similar al esfuerzo que se hace al defecar, por lo que se debe tener cuidado. Cuando estés con tu pareja y sientas que el orgasmo comienza a aproximarse, retira tu pene, cesa todo estímulo sexual y haz un Kegel Inverso fuertemente, pero con cuidado. Luego, retoma la actividad sexual. Después de unos 2 o 3 Kegel Inversos, prácticamente podrás elegir el momento en que quieres eyacular, ¡Tendrás el control absoluto sobre el momento de la eyaculación!

Técnica 3: (Avanzada) El hombre multiorgásmico

Lejos la mejor técnica, pero también la más difícil de dominar. La dificultad de esta técnica radica en que debe realizarse en el borde del orgasmo, en el momento antes-durante la eyaculación. Debes practicar mucho.

Cuando te encuentres en el borde del orgasmo, justo a punto de eyacular, debes realizar un Kegel, es decir, una contracción de tu Músculo Pubocoxígeo lo más fuerte y duradera posible. Sentirás un intenso orgasmo, y sentirás que eyaculas, sin embargo, de tu pene no escapará más que una gota de semen, y lo mejor de todo es que tu pene se mantendrá erecto, por lo que puedes continuar la relación sexual inmediatamente. No debes preocuparte por el semen que no salió, ya que este queda guardado en la vejiga y se elimina naturalmente a través de la orina. Te recordamos que esta es una técnica muy avanzada que debe comenzar a practicarse luego de haber seguido el programa de entrenamiento por 1 mes o más.

Para terminar, te recordamos que para hacer cualquiera de estas técnicas con efectividad, es mejor hacerlas con un MP fortalecido.

Tu siguiente parada es la introducción al Entrenador Kegel Online (E.K.O.), en donde te familiarizarás con la herramienta que te permitirá ejercitar tu Músculo Pubocoxígeo de manera interactiva, intuitiva y 100% gratis. Tenemos rutinas para 1 mes y más, suficiente para iniciarte en los Ejercicios de Kegel para Hombres.

Ejercicios de Kegel para Hombres - 2016 / Aviso Legal / Política de Privacidad / Donaciones Bitcoin a: 1GXb8uDj9SCCvdpTQFQm243pSxTthc5zzt